AURORA





Poema incluido en el libro Juntas y Revueltas. Escribir solas, parir unidas. 


Publicado en octubre 2014.




“Inspirado por Origen de Soledad de Stella Díaz Varin”



Cómo es que esperas comprender esta soledad
esquivando mis ojos de fiera enjaulada,
cómo es que esperas encontrar el origen
sin escuchar el silencio en mí,
sé que deseas salvar la agonía de mi pecho
la violencia violeta en mis labios desamparados
y pacificar la dureza en mis palabras infantiles.

Soy la cicatriz imborrable que disgrega la fragancia del dolor
y advendrá noche tras noche, nostalgia tras nostalgia
la inmensa amargura de esperarte: AURORA
De esperarte insomne junto a soles congelados
y crepúsculos marchitos. Ay, noche destiérrame
expúlsame hacia el amanecer
hacia el céfiro cetrino
hacia mares peregrinos y balandras extraviadas.

Expúlsame a la comodidad que me brinda el sol
para que me cobije el cenit en su esplendor
y las amapolas en plenitud abracen mi alma
condenada a la ingrata y tremenda soledad de mis estertores.

Murmuras que presentías mi conocida agonía
aun cuando me ocultaba bajo la luna eclipsada
entre la maleza, los lirios y el ciruelo en flor
que me inventé dentro de esta habitación
para que la entrada del insomnio no fuese mortal
y esperarte AURORA rodeada de flores y helechos
que brotan y prosperan con las lagrimas que derramo
que derramo en silencio y amargura en la obscuridad.

No quieras que te conserve eterna en mi alma: Soledad
no quieras que mis ojos vean cuando rozas mi mano
y deshojas mi jardín-refugio
con mis propios dedos convertidos en puñales
desatando huracanes en mí
contra mí entre los ladrillos de la pared vacía
que escolta tu furia.
Soy el origen mi propia y absurda soledad
soy la semilla-origen que me perturba y enloquece
pero mis parpados se niegan a tanta amargura
derramada en silencio noche tras noche

AURORA, mi soledad te espera
vuelve cada amanecer vigorosa
es que deseo tu luz.




Comentarios